viernes, 8 de agosto de 2008

It's...

---

Escribir obviedades sobre asuntos de sobra conocidos por todos es algo solamente justificable si se trata de un descubrimiento tardío o si lo hago yo.

En este caso, en nuestra sección habitual de "Tardanzas Impropias", tengo que disculparme por no haber descubierto antes a los Monty Python en todo su esplendor. Y no hablo de La vida de Brian o similares, sino de algo completamente diferente: el Monty Python's Flying Circus. Sketches de locos interpretados por locos gracias a los cuales este verano se está convirtiendo en el más soportablemente surrealista que recuerdo, si es que es posible recordar un verano con semejantes atributos.

Espero que todos sepáis de lo que hablo. Una pista: no es de la Inquisición española.

10 comentarios:

Ruf dijo...

Espero ansioso una entrada sobre Arrested Development.

Ruf dijo...

Y sobre Terry Pratchett.

Nils dijo...

¿La revolución rusa?

taun dijo...

Qué bueno ese skecht The Spanish Inquisition.

Ángel dijo...

Ruf, en esa línea, supongo que querrás otra sobre la batalla de Las Ardenas.

Nils, pues no, pero empieza también por efe. Por efe de las antiguas, de las revolucionarias.

Taun, en tu caso particular creo que acabarías antes enumerando los sketches que no te parecen buenos.

Antonio Rentero dijo...

No me lo puedo de creer que aún no conocieras esa maravilla!!!!

Ese ex-loro, esos ricachones hablando de su niñez, ese ministerio de andar raro...

Cuando te lo acabes te puedo pasar la serie británica "Fawlty Towers", con un John Cleese excepcional y un camarero español que solo sabe decir "¿Qué?".

Ángel dijo...

Pues yo voy detrás de ese sketch de los ricachones y no lo veo por ningún sitio a comienzos ya de la tercera temporada. ¿No será que está sólo en versión teatral de Hollywood?

Antonio Rentero dijo...

Pues la verdad es que ahora que lo dices lo recuerdo en la versión del Hollywood Bowl, efectivamente... aunque no he visto TODOS los capítulos de la serie de TV...

En cualquier caso San YouTube lo tiene, seguro.

Ángel dijo...

Si, San YouTube lo tiene, pero yo, al igual que le sucedía a Homer con el buey frito, lo necesito ahora.

Antonio Rentero dijo...

No creo que eso suponga mayor dificultad para un jóven y apuesto doctor, gafapasta y estival, dotado de un modernísimo y flamante iPhone 3G.

Afueraparte, entre la medalla 100 y que me tenéis rodeado, malandrines (tú, mahn y Athena, y ahora resulta que hasta Ramón Monedero tiene el título de monitor de esgrima) me da que este próximo curso me va a resultar irresistible la tentación de unirme a vosotros cual Dartacán y cruzar mi acero con el vuestro al grito de "Hasta el infinito y más allá"... ah, no, calla, que eso es de otra cosa...