miércoles, 1 de septiembre de 2010

De confusiones y confesiones

Cual suerte de Marqués de Bradomín redivivo, no he dejado nunca de considerarme feo, católico y sentimental, y como consecuencia, no hay domingo en que no procure asistir a la Misa correspondiente, camino de la cual los transeúntes se muestran tan molestos por mi aspecto físico como conmovidos por mi hiperestesia. La semana pasada estuve en Oxford, ya sabéis, y me hacía especial ilusión eso de ver cómo era un católico anglosajón, que siempre se me ha antojado tan poco apropiado como un mormón de Nonduermas, famosa pedanía de la Región de Murcia caracterizada por la calidad de sus embutidos.

Pasé, pues, parte del sábado por la tarde de expedición con amigos, y mientras paseábamos, yo me dedicaba a constatar los terribles parecidos entre anglicanismo y catolicismo, que, si bien provechosísimos para el ecumenismo, me fueron terriblemente engorrosos. En efecto, en las iglesias anglicanas hay imágenes, curas, sagrarios, arbotantes y pináculos. Por si fuera poco, no les ponen los nombres que deberían, como San Enrique Octavo o Santa Lady Di, sino que las llaman con nombres del santoral presente -como Pedro, Pablo o María- o futuro -como Kevincostner o Meriyein-.

No albergué apenas dudas cuando di con Saint Mary Magdalene. Un gran cartel anunciaba los horarios de atención pastoral, eucaristías y confesiones. Eso sólo podía ser católico. Debajo, el teléfono móvil del párroco. ¿Para qué correr riesgos cuando podía llamar a las tres de la tarde a un presbítero británico que, tras oír que le llamaba un spanish catholic in trouble, me indicó que él era más anglicano que la copa de un pino y que a doscientas yardas al norte tenía la iglesia de los Black Friars y el Oxford Oratory de Saint Aloysius? Así, el domingo no sólo escuché Misa dominical matutina de 8 en perfecto latín, sino que ahora sé dónde quedan los puntos cardinales y, sobre todo, cómo se camina en yardas.

16 comentarios:

AdMiles dijo...

Añadamos pues a la lista de cosas que han de hacerse con sumo cuidado en la pérfida Albión, la elección de la iglesia adecuada. La otra cosa que figura en esta lista es la elección del carril por el que se ha de conducir.

Skinner dijo...

Hiperestesia, ecumenismo... no sé a cuantos les pasará como a mi, pero cuando entro al blog debo estar a salto de mata con el diccionario de la RAE, e incluso a veces, no estoy seguro de que ellos tengan razón.

En cualquier caso se agradece que amplies nuestros horizontes lingüísticos.

Por cierto,si veo a algún miembro de la enorme asociación "Mormones de Nonduermas" le daré saludos de tu parte. Son muy agradecidos cuando se les menta en la red.

PD: Muy buenas las anécdotas, estaría bien ver a Ars Mvsica dándolo todo en la UM. Ahí dejo la idea...

Saludos

Gallipoli dijo...

A Ana Bolena quien la venera en ese pais? Y a lady Macbeth?

Ángel dijo...

AdMiles, ya te iré indicando yo. Hasta que no tengas la lista completa, no se te ocurra viajar.

Skinner, sin embargo, si ves a algún miembro de la exigua asociación "Católicos ingleses", no les comentes nada, para compensar lo anterior. Concreta eso de "Ars Mvsica dándolo todo en la UM". Suena bien. Ars Mvsica, digo.

Gallipoli, a esas las veneraba sobre todo yo. No me costaba mucho y son gente agradecidísima.

Alvaro dijo...

Vamos Angelito, que el anglicanismo y el catolicismo no pueden ser tan parecidos. Si fuera así hoy los países católicos sudamericanos estarían en el primer mundo (por eso de que el capitalismo lo posibilitó el calvinismo, que adoptaron los ingleses como anglicanismo).

Por cierto, a las yardas las inventó el mismísimo Satanás.

Chexpirit dijo...

Yo de esta entrada únicamente voy a decir que estoy de acuerdo en todo excepto en la mayoría de las cosas que aquí se dicen.
¿Para cuándo una iglesia Angelicana?

ace76 dijo...

¿Qué es un Black Friar? A mí eso me suena a cualquier cosa menos a catolicismo.

Muy bien eso de caminar en yardas, ¿bebiste en pintas?

Ángel dijo...

Álvaro, desde la promulgación de la Constitución Apostólica Anglicanorum Coetibus de Benedicto XVI los anglicanos del Movimiento de Oxford iniciado por el Cardenal Newman pueden incorporarse a la Iglesia Católica conservando ritos y tradiciones, en forma de Ordinariato Personal. ¿Cómo se te ha quedado el cuerpo?

Chexpirit, pensaba que me la ibais a regalar por mi cumpleaños.

Ace, un Black Friar es un fraile negro de toda la vida, o sea, un dominico. Yo creía que eran los benedictinos, y ahora resulta que los dominicos también se han tiznado. Bebí en pintas a escasos metros del Oratorio de Oxford. Pero eso es otra entrada.

Alvaro dijo...

Ángel....... o sea... ¡¿cómo?! ¡¿Anglicanos católicos?! ¡¿Después qué viene, comunistas trabajando en el departamento de prensa de Microsoft?! ¡¡¡¿NEWMAN FESTEJANDO AÑO NUEVO CON SEINFIELD?!!!
Compostura... ya... Buen informe Angelín, esperaremos la continuación de tus aventuras.

Anónimo dijo...

Buenas!
Estamos dando a conocer nuestro nuevo blog, un blog en el que cualquiera puede participar y publicar todo aquello que no publicaría en el suyo.
Esperamos que nos visites y si te gusta la idea participes, si encima lo anuncias en tu blog o le dedicas unas rayas en algún post tuyo, genial ;)
Gracias, te esperamos allí :)

lacolibrii dijo...

Tarde o temprano tenía que pasar. Dando por sentado que vivimos en el mismo pueblo con nombre de ciudad y considerando que tras cada jornada le leo una media de 15 post tuyos a mi hija adolescente en proceso de formación, era solo cuestion de tiempo (y agudeza visual) que te encontrara pululando por alguna que otra esquina murciana (más concretamente, el club del gourmet del corte ingles, ayer, a las 21:23:42, aproximadamente).
Aturullada por la sorpresa y la curiosidad, decidí observar-(presuntamente "te") más detenidamente, tras uno de los grandes y seguros estantes de galletas suizas, alemanas y demás nacionalidades; por lo que pude comprobar el rojo de tu atuendo y ausencia de vello facial. Hecho que, llena de incertidumbre e inquietud, me lleva a preguntar...Eras tú?

Ángel dijo...

Álvaro, no sé qué será lo próximo, pero ya ves en lo que nos vamos quedando.

Lacolibri, ¡era yo! Ahora bien, has de decirme cómo supiste que lo era, porque, que yo recuerde, hace siglos que no cuelgo una foto mía. Y, por cierto, llevo barba de cuatro días. Ni uno más ni uno menos.

lacolibrii dijo...

¿Que cómo supe que eras tú?...Esta claro ¿no? por la foto de tu perfil.
Aun sin la lupa se te reconoce perfectamente.

lacolibrii dijo...

No,en serio.Pues te reconocí por las fotos y videos que has ido colgando a lo largo del tiempo...De vez en cuando me doy un atracón y leo posts a diestro y siniestro,así al azar,de cualquier año y condición con el fin de compartirlos con mi hija(que también se declara fan tuya)
Ya ves,has conseguido disipar el abismo generacional tú solo.Otro galardón que añadir a tu ya extenso curriculum.

Guirnalda dijo...

Perdon, pero el 3 de sectiembre a las 21:23:42 estabas en la tele, te vi perfectamente y se que eras tu, no porque haya visto tus fotos sino porque debajo de tu barba de 4 dias un cartel indicador tenia escrito tu nombre: Emilio C*** M*****.

Ángel dijo...

Lacolibrii, pues ahora las normas básicas de justicia y equidad y equitación exigen que te presentes en sociedad, tú y tu hija, y me invitéis a cualquiera de los productos que venden donde me espiaste. A cualquiera, excepto a las crestas de gallo enlatadas.

Guirnalda, ese no era yo. Yo estaba en la tele, comiendo crestas de gallo enlatadas.